martes, 10 de noviembre de 2015

Mi Muro...

Últimamente, éste, mi querido Blog, está siendo más un lugar de Inspiraciones que de Mamás.

Pero así es mi vida ahora, y esto es un lugar donde simplemente escribo y escribo lo que se me pasa por la cabeza...

A veces son tristezas, otras alegrías pero sobre todo es un lugar donde me desahogo tanto que después de dar a publicar es como si me hubiera tomado un café con una buena amiga.

En todo este tiempo en el que como sabéis he tenido una mala rachilla, por así decirlo, hay días que pienso que peores temporales hay...Que lo mío no es nada comparado a otras vidas...

Que hay que creer, volver a ilusionarse, volver a creer...

Y aunque a veces lo vea oscuro, siempre siempre hay un pedacito de luz.

El otro día me sorprendió el mensaje de una lectora, me enterneció que se abriera a mi, que me leyera, que me contara parte de sus secretos...Me hizo pensar que esto escribo tiene público al otro lado de la pantalla. Que hay personas que me leéis, que me sentís, aunque a veces no comentéis.

Me conformo con que me leáis y os sintáis parte de este pequeño rincón en este mundo tan grande.

Hoy os voy a confesar que tengo algo de miedo. Las cosas cambian y dan giros inesperados y aunque cueste creer y confiar, parte de mi corazón me dice que luche una vez más.

Que quizás esta es la definitiva. Puede que me caiga y tengáis que recogerme de nuevo.

No sé si será posible. No sé si mi corazón será capaz de curarse y olvidar. No sé ni siquiera si habrá lucha, si habrá esfuerzo.

Y lo que más miedo me da es que mi corazón no sea capaz de soportarlo...

Yo sólo tengo que ver. Sentarme en medio del camino y esperar que me sanen...

No depende de mi. Hace un tiempo me mandaron un texto que decía algo así que, de repente un día te acusarían de no sentir, de no ser la misma persona...

Por supuesto que no somos los mismos. Yo no soy la misma.

Yo misma construí un muro de hormigón a mi alrededor. Tardé mucho en construirlo, no os creáis que no. Fui poco a poco. Día a día. A veces con lágrimas en los ojos.

Me lo construí bien sólido. Para que ya nada ni nadie pudiera traspasarlo. Nadie me hará daño de nuevo.

Y tengo miedo. Mucho miedo.

Detrás de ese muro estoy a salvo. Me siento segura. Nada temo. Pero también, nada hayo.

A veces me subo al muro a observar...ahí también se está muy bien...

Dicen que van a derrumbarlo para llegar hasta mi. Eso lo he oído otras veces...

Pero como siempre repito, quien quiera luchar, que luche.

Si vale la pena o no, yo creo que sí. Que vale la pena...

Pero yo estoy detrás de mi muro. A veces me asomo...y vuelvo a esconderme.

Cobarde? Puede...

Pero esta es mi vida. Y la de nadie más.

Sed felices.

Besos desde el Sur

11 comentarios:

  1. Hola preciosa me encanta como escribes. Aún en tus momentos de oscuridad sigues irradiando amor y alegría por donde vas. Sigue así porque eres estupenda y muy muy fuerte.
    Un gran beso

    ResponderEliminar
  2. Mucho coraje, mi niña, y sigue adelante con todas tus fuerzas, sea cual sea el resultado.
    Eres una luchadora valiente.!!!
    Animo. Cuentas con todo mi apoyo

    ResponderEliminar
  3. Hola, me alegro mucho que te protejas detras de ese muro q has creado con tu sufrimiento, pero no te olvides que dentro de ese bunker estas sola ( de amor ) y q no podran entrar para demostrarte nada. Nada malo eso seguro, pero tampoco nada bueno... El amor es la sensacion mas bonita del mundo, no renuncies a ese cosquilleo y estado de felicidad q se siente cuando estas enamorad@!!! Nadie esta exento del dolor siempre que busca amor. Se feliz y q tengas buena mañana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Anónimo,
      Detrás de ese muro estoy sola, cierto. Pero eso no quiere decir que yo no deje traspasarlo...ojalá lo hicieran, ojalá lucharan con todas sus fuerzas para derribarlo y llegar hasta a mi. Yo no renuncio al amor, pero sólo quiero amor del bueno!!!! Gracias por tus palabras

      Eliminar
  4. Dicta lo q tú corazón te diga, pero no olvides nunca q puedes atravesar ese muro q te impide ver con claridad, q lo q hoy es miedo mañana es esperanza, que detrás de la oscuridad, llega la claridad y q a veces un paso dado a tiempo se convierte en el paso de tu vida, mucha suerte amiga y no olvides nunca VIVIR

    ResponderEliminar
  5. Dicta lo q tú corazón te diga, pero no olvides nunca q puedes atravesar ese muro q te impide ver con claridad, q lo q hoy es miedo mañana es esperanza, que detrás de la oscuridad, llega la claridad y q a veces un paso dado a tiempo se convierte en el paso de tu vida, mucha suerte amiga y no olvides nunca VIVIR

    ResponderEliminar
  6. Como tu bien dices, el que quiere luchar, derribar el muro y hacerte confiar y creer de nuevo es la otra parte, si le interesa de verdad que lo demuestre, no será fácil ni para el ni para ti, pero no hay que olvidar que tu nunca has querido esta situación, te han metido en ella sin pedir ni permiso, así que a quien le toque hacer las cosas bien de una vez que las haga. Es difícil olvidar, pero se puede, te lo digo por experiencia, pero es posible si ves que la otra aprte pone toda la carne en el asador. Que te convenzan de que es real, de que no te la volverás a pegar. Ánimos y suerte!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Elena,
      Has dado en el clavo.
      Besitos guapa

      Eliminar